Las hormonas por supuesto… por Ken Pope

Karen Henninger nos envía a la lista Profem: este artículo de Ken Pope (Traducción Chema Espada)

¡Ah, si! La oxitocina es la razón por la que los hombres tratan a las mujeres como lo hacen… los blancos tratan a los negros, los granjeros tratan a los abogados, etc. Y podriamos hablar sobre toda la gente con un colectivo de nacionalidad, color de piel, estrato social, grupo político. Pensamiento etnocéntrico preguntándose cuestiones etnocéntricas y obteniendo respuestas etnocéntricas. Esto podría llegar a originar -no solo por la forma en que se realizan las investigaciones o se perciben las mismas-, unas fronteras etnocentricas de manera que la gente se mantenga alejada de poder llegar a cuestionar su propio etnocentrismo.

Einstein dijo: No puedes solucionar un problema con el mismo esquema mental que lo ha creado.

El *New York Times*de hoy, Jueves 11 de enero de 2011 incluye este artículo de Nicholas Wade: “Las profundidad de la hormona de la amabilidad parece encontrar algunas fronteras” (“Depth of the Kindness Hormone Appears to Know Some Bounds”).

Aqui tienes unos párrafos extraídos del mismo:

“La oxitocina ha sido descrita como la hormona del amor”.

“Esta pequeña particula química, liberada por el hipotálamo, proporciona a las madres rata la urgencia para cuidar y alimentar sus cachorros, y mantiene a los ratones de campo monogamos, y lo que es más recalcable, hace que la gente confie en los demás.”

Si, sabías que tenía que haber alguna trampa.

Cuando se pone la oxitocina a examen profundo, su radio de acción social comienza a tener unos límites definidos. El amor y la confianza que aporta, no es hacia el mundo en general, sino hacia personas en grupos determinados.

La oxitocina resulta ser la hormona del clan, no la hormona universal de la hermandad. Los psicólogos intentan especificar su papel y han concluido ahora que se trata del agente del etnocentrismo. Un autor fundamental de la nueva teoría sobre la oxitocina es  Carsten K. W. De Dreu, un psicólogo de la Universidad de Amsterdam.

En un informe publicado el año pasado en “Science”, y que se basó en experimentos en los que los sujetos debían distribuir dinero, De Dreu y sus colegas mostraban que con ciertas dosis de oxitocina se conseguia que fuera más probable favorecer a las personas del grupo propio frente a las de fuera del grupo.

En una nueva batería de experimentos del número del martes de “Proceedings of the National Academy of Sciences”,  ha extendido su estudio a las actitudes étnicas, utilizando a los musulmanes y a los alemanes como grupos externos de sus sujetos, que fueron estudiantes universitarios holandeses.

Se seleccionaron estas nacionalidades porque en una encuesta realizada en el año 2006 aparecía que un 51 por ciento de los ciudadanos holandeses tenían  opiniones negativas sobre los musulmanes, mientras que otras encuestas señalaban que los alemanes -a los generalmente se considera como menos amenazantes, eran considerados como “agresivos, arrogantes y fríos”. Teniendo en cuenta que es muy improbable que unos estudiantes universitarios holandeses bien educados digan nada despreciativos sobre otros grupos.

Asi que en uno bloque de los experimentos del Dr. De Dreu’s buscaba recoger las prenociones inconscientes pidiendo a los sujetos que presionasen una tecla cuando se les mostrase una pareja de palabras. Una palabra tenía o una connotación positiva o negativa.  La otra era un nombre propio corriente en Holanda como Peter, o un nombre de pila de los grupos externos, ya fuera Markus o Helmut para los alemanes, y  Ahmad o Youssef para los musulmanes.

Lo que se medía era el tiempo que precisaba el sujeto para presionar la tecla. Si ambas palabras tenían el mismo valor emocional, el sujeto presionaría la tecla más rapidamente que si las connotaciones emocionales entraban en conflicto y el cerebro debía tomar  más tiempo para alcanzar una decisión.

El Doctor De Dreu informaba que  la probabilidad de favorecer la endo-grupo era significantemente superior en los sujetos que habian esnifado una dosis de oxitocina 40 minutos antes.

En otra batería deexperimentos, se enfrentaba a estudiantes holandeses a dilemas morales en los que debían elegir si ayudar a una persona en un bote de salvamento sobrecargado y arrojando a los cinco que ya estaban en el mismo, o salvar a cinco personas atrapadas en los railes de tren arrojando  a otra persona a los railes del tren.

En los experimentos del Dr. De Dreu, las cinco personas que debían salvarse no se les daba nombre, pero la victima sacrificial podía tener un nombre holandés o musulmán.

Los sujetos que habían consumido oxitocina fueron mucho más susceptibles de sacrificar a los  Muhammads frente a los Maartens.

A pesar de las limitaciones en el alcance social de la oxitocina, sus efecttos parecen alcanzarse a través de sentimientos de lealtad al propio grupo más que por generar odio hacia la diferencia o el exo-grupo.

Bruno B. Averbeck, un experto en los procesos emocionales de los cerebros del National Institute of Mental Health, afirmaba que los efectos de la oxitocina descritos en el Informe del Dr. De Dreu’s reran interesante pero no necesariamente concluyentes.

El cerebro contrapone actitudes emocionales como las que la oxitocina ayuda a generar, con la información disponible en la parte consciente del pensamiento. Si no hay información sobre una decisión que debe ser tomada, como por ejemplo si se debe confiar en un extraño del que se desconoce todo, el cerebro seguirá el consejo emocional desde la oxitocina del sistema, pero si existe información cognitiva racional, contrapesará frente a la influencia de la oxitocina, según el Dr. Averbeck.

El Dr. Averbeck dijo que estaba impresionado porque una substancia como la oxitocina pueda afectar en tal profundidad el comportamiento humano. “Me sorprende realmente que este neurotransmisor sea capaz de afectar tan específicamente estos comportamientos sociales”.

[final de los extractos]

Este artículo lo encuentras aqui:
<http://nyti.ms/KenPopeOxytocinResearch>

Ken Pope

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s